La UTTA en contra de la discriminación de genero

La Unión de Trabajadores del Turf y Afines firmó un convenio de cooperación con el Instituto Nacional de las Mujeres para desarrollar políticas activas que tiendan a eliminar las causas sociales que generan o favorecen la discriminación de género.

El miércoles 17 de julio, Carlos Felice, Secretario General de la Unión de Trabajadores del Turf y Afines (UTTA) recibió en las oficinas del gremio a María Fabiana Tuñez, Directora Ejecutiva del Instituto Nacional de las Mujeres (INAM). Además en dicho encuentro, en el que se estableció una charla muy amena, participaron la Vocal del Consejo Directivo de la UTTA y Secretaria de Actas de OSPAT, Sra. Gladys Garcia Álvarez y el personal femenino del sindicato como también mujeres que son responsables de las diferentes áreas de la obra social OSPAT.

El INAM es un organismo gubernamental a nivel nacional, responsable de las políticas públicas de igualdad de oportunidades y trato de varones y mujeres, cuyos principales objetivos son los de promover una transformación socio-cultural basada en la plena e igualitaria participación de las mujeres en la vida social, política, económica y cultural del país.

“Como organización social es importante que logremos articular este tipo de políticas. Es un trabajo mancomunado con el Estado que ha ido evolucionando en forma creciente y ha permitido que la comunicación se pueda realizar en forma conjunta. La constitución social supera lo ideológico. En esta organización hay un gran capital humano que hace un trabajo eficiente. Todo por lo cual este paso es muy positivo”, declaró Felice tras signarse el convenio que hace tiempo está implementando como actividad la UTTA.

La Unión es consciente del impacto que generan estas acciones no solo en los espacios de trabajo sino en el entramado social que rodea a los trabajadores y su familia, quedando evidenciado que la misión de la entidad no se aboca únicamente a las conquistas laborales del sector. Como actor socio cultural, el sindicato, es un impulsor de actividades tendientes a promover los derechos de los sectores más vulnerables de la sociedad: los jóvenes, los niños, las mujeres, los adultos mayores y las personas con discapacidad. No se puede concebir una comunidad igualitaria habiendo un gran número de ciudadanos excluidos de las mínimas garantías políticos, económicos, sociales y civiles. Desde la Unión se entendió que las principales problemáticas que atraviesan el mundo del trabajo deben afrontarse de manera integral y haciendo una lectura multicausal. No se puede concebir la idea de tratar las conquistas laborales de un sector desentendiéndose de la coyuntura que lo rodea.

Por su parte, Tuñez; quien además fue recientemente fue distinguida como una de las 100 personas en el mundo más influyentes en materia de género, resaltó que: “En aquellos temas que tienen que ver con derechos humanos no nos podemos dar el lujo como sociedad que existan grietas. Los debates y diferencias siempre van a existir. No hay que perder el foco que Estado, que somos todos, y los sindicatos, que son de todos, tenemos que trabajar por ellas y ellos. Agradecemos este trabajo asociado”.

La UTTA apoya este impulso de políticas con perspectivas de género que contribuyen a la superación de las diversas formas de discriminación y, con esta firma, se suma a promover las condiciones sociales adecuadas para garantizar el ejercicio efectivo de los derechos de las mujeres.

Fuente: eleco.com.ar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.