Presionan a Segob por tragamonedas callejeras ilegales

Apareció una autodenominada “Unión Nacional de Maquineros” (Unama), promotores de maquinitas de apuestas que han proliferado en la ciudad,  y que se describe como “una organización creada con el fin de unir a más asociaciones, grupos, distribuidores, operadores y en general a todo ciudadano que tenga contacto directo o indirecto con (esta) ‘industria del entretenimiento’”.

Ayer salieron a las calles para presionar a la Secretaría de Gobernación para que permita la instalación de estos artefactos de apuestas, hoy prohibidos.

Este supuesto gremio de “maquineros”, se manifestó ayer, haciendo un recorrido que inició desde el Monumento a la Independencia, bloqueando a su paso el flujo vial, y teniendo como paradas el Senado de la República, para la supuesta entrega de un documento con sus denuncias, y la Secretaría de Gobernación.

En el Senado, los representantes legales de Unama –presididos por Araceli Gutiérrez Caballero– hicieron entrega a los legisladores de un documento con sus peticiones, entre las que se encuentra la exigencia de regulación de los establecimientos, que según ellos, se encuentran bajo derecho pero que son extorsionados por medio de elementos de seguridad pública bajo el mando de la Procuraduría General de la República (PGR).

Durante el recorrido, los agremiados lanzaron consignas entre las que se encuentran: “No extorsión, sí regulación”; “Mancera, un chiste, qué bueno que te fuiste”; “PGR, el gremio no te quiere” y “Aquí están los que no quieren pagar”, entre otras.

Al llegar a las inmediaciones del edificio de la Segob, los agremiados fueron detenidos mediante un resguardo con vallas de fuerzas de la Policía Federal, en la esquina de Morelos y Bucareli.

Sebastián Ricardo Márquez Alcántara vicepresidente y apoderado legal Nacional de la Unama, dijo que la presidenta de esa misma asociación
ingresó a la Secretaría de Gobernación a entregarle su carta de protesta en la que se enumeran sus exigencias.

Posteriormente, en una concentración en la que los apoderados legales de Unama lograron entregar su documento, les fue notificado que recibirían respuesta en un par de semanas, según palabras de Araceli Gutiérrez Caballero y los apoderados legales, por medio de una declaración hecha en el templete colocado por los manifestantes,  que al parecer defiende los intereses de un sector empresarial del entretenimiento, que se basa en el control y distribución de las máquinas de pinball famosas en todo el país.

Al final del anuncio sobre el templete de la supuesta representante gremial, esos representantes de la organización salieron en una camioneta de la Secretaría de Seguridad Pública local, rumbo a la Procuraduría General de la República, presuntamente.

Legislación Máquinas, prohibidas

Un estudio publicado por la Dirección General de Juegos y Sorteos de la Secretaría de Gobernación, realizado en 2015, estableció diversas conclusiones en relación a las llamadas ‘maquinitas tragamonedas’:

1) Las máquinas tragamonedas que se encuentran instaladas en lugares sin autorización de la Secretaría de Gobernación son ilegales.

2) Las que están prohibidas por la ley son una fuente de corrupción de menores, su uso no es un juego, es una adicción que abre la puerta la delincuencia.

3) Detrás de su uso e instalación existe una amplia red de delincuencia organizada.

4) A nivel nacional, generan un ingreso aproximado de 600 millones de pesos semanales.

5) La adicción que generan es considerada por los médicos como la “cocaína-crack” de los juegos de apuestas.

6) La adicción de menores de edad implica en la mayoría de los casos deserción escolar, y va acompañada de actos de violencia para obtener dinero (robos o pandillaje).

7) Generan una falsa expectativa de obtener recompensas económicas sin hacer mayor esfuerzo.

Fuente: cronica.com.mx

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.