Pedirán máquinas tragamonedas para los hipódromos bonaerenses

“Es una industria de mano de obra intensiva que genera 73.200 puestos de trabajo directos y 110.000 indirectos, con 782.300 personas dependientes de la actividad”, decía el informe que Mora y Araujo & Asociados preparó a pedido de la industria a comienzos de los 2000. Más de quince años después, uno encargado a Lisicki Litvin & Asociados asegura que de la actividad hípica viven cerca de 327.000 personas, con 81.738 asalariados.

Todo el mundo alguna vez tomó un taxi. En la Capital Federal hay 40.000 licencias activas, Cada coche amarillo y blanco podría dar de comer a 160.000 personas. Mínimo, la industria de las carreras de caballos involucra dos veces lo que los coches de alquiler en CABA.

El turf encargó aquel primer informe en tiempos previos a la sanción de la ley 13.253, de cuyo proyecto original, finalmente,  fue retirada la autorización para operar tragamonedas en el hipódromo de San Isidro y remplazada por una participación en las ganancias que dejan al fisco los los bingos bonaerenses.

El nuevo estudio tiene el fin político que los legisladores se empapen sobre la actualidad del tuf antes de tratar un proyecto de ley presentado por el ejecutivo provincial tendiente a licuar aquel apoyo económico.

Durante la jornada del martes hubo varios encuentros en La Plata donde se trató el tema hípico. El diputado Guillermo Escudero recibió a una delegación de Propietarios, encabezada por Mariano Fragueiro y Rafael Pascual. Fragueiro es el presidente de la entidad de la calle Ayacucho y Pascual fue titular de la Camara d Diputados, años atrás. También participó Alejandra Sturzenegger.

Roberto Costa, Presidente del Bloque Cambiemos en el Senado, se juntó con Matías Lanusse, el titular de la lotería, también para tocar el tema. Mientras esto ocurre, trascendió que la Asociación del Personal de Hipódromos, Agencias, Apuestas y Afines de la República Argentina, conducida por Diego Quiroga, estaría trabajando para incorporar modificaciones al proyecto de ley del oficialismo que  autoricen a operar con máquinas tragamonedas a los hipódromos bonaerenses, para empezar a reducir los fondos provenientes de subsidios y subvenciones sólo si se compensan con ingresos de los slots.

Fuente: donguima.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.