El poker regulado español vuelve a caer en el primer trimestre de 2016

La Dirección General y Ordenación del Juego publicaba durante estos días el informe de los datos obtenidos durante el primer trimestre de 2016 en el mercado de juego online de España. Como se esperaba no ha habido novedad alguna y los datos del poker, que es lo que a nosotros nos interesa, siguen cayendo como cuando se salta al vacío y se tarda en abrir el paracaídas. En picado.

Es inevitable comparar las cifras generales que acaba de hacer públicas la DGOJ con las de periodos anteriores y ahí se puede observar un crecimiento de la mayor parte de los juegos. Son los casinos, con el inexplicable empuje de las slots, y las casas de apuestas, los que se llevan la palma en este sentido. Sin embargo, el poker volvió a sufrir un receso que reducía las cantidades jugadas y el GGR considerablemente. Un descenso que vuelve a dejar en ropa interior a las políticas restrictivas en materia de juego que se han puesto en marcha en los últimos años.

Tal y como se puede leer en el informe de la web oficial de la DGOJ, comparado con el mismo trimestre de 2015, el poker experimentaba un descenso de la cantidades jugadas del 18,19%, mientras que el GGR caía un 12,03%. Si diferenciamos entre poker de torneos y cash game, las cantidades jugadas durante los primeros tres meses del año se distribuirían en 287,37 millones de euros en las mesas de cash (68,71%), y 128,60 millones de euros en las mesas de torneos (31,29%).

Echando un vistazo a la evolución de esas cantidades jugadas, el descenso del cash game respecto a 2015 es del 19,12%, mientras que la caída del poker de torneos es algo menor, 16,07%, aunque no menos dolorosa.

En cuanto al GGR, la cuenta ha alcanzado los 14,79 millones de euros, lo que supone un descenso de aproximadamente el 12%, ya que en el mismo trimestre de 2015 se habían alcanzado los 16,8 millones de euros. Si observamos el GGR por modalidades, en las mesas de cash game ha caído un 15,76%, y en las de torneos un 7,99%.

Con este panorama el futuro se atisba negro y complicado, aunque eso no es nada nuevo. Puede que la solución sea cambiar de juego, dicen las malas lenguas que las “tragonas” virtuales están que echan humo y que las casas de apuestas siguen sumando usuarios, pero claro, aquellos que amamos las “cartitas” preferimos no depender de si caen tres manzanitas en línea, o de si la estrella futbolera de turno se ha levantado triste y se le da por fallar un penal.

es.pokernews.com

Deja un comentario